Lunes 20 de Julio

Iglesia Del Centro


ORACIONES POR UNO MISMO

Palabra para meditar: “Señor, oye mi justo ruego; escucha mi clamor; presta oído a mi oración, pues no sale de labios engañosos. Sé tú mi defensor, pues tus ojos ven lo que es justo.” Salmos 17.1-2

Reflexión: Ante la necesidad de un defensor, recurrir en primer lugar al Señor nos dará la seguridad de un juez justo.